CoronavirusLa inmunidad de la vacuna Pfizer es más prolongada en las mujeres que en los hombres

Coronavirus

La inmunidad de la vacuna Pfizer es más prolongada en las mujeres que en los hombres

7 octubre, 2021 0 Por Germán Costanzo Castiglione

Los datos surgen de un estudio que incluyó a 4868 personas vacunadas con dos dosis en Israel. Detectaron niveles más altos de anticuerpos en las mujeres que en los hombres

Israel ha sido uno de los países que más temprano y más eficientemente ha vacunado a sus habitantes contra la enfermedad COVID-19. Además de despertar elogios a nivel mundial, también ha sido objeto de varios estudios científicos para evaluar la cobertura, seguridad e inmunidad de las vacunas, especialmente la de Pfizer/BioNTech, que es la que se ha distribuido casi en la totalidad de su población.

Científicos israelíes y estadounidenses han realizado una investigación que incluyó a 4868 participantes, para medir el tiempo de la inmunidad de la vacuna Pfizer. Del estudio se observó que las mujeres generalmente tienen una mayor protección contra el coronavirus que los hombres después de recibir una segunda inyección de la vacuna Pfizer-BioNTech, aunque la inmunidad en ambos sexos tendió a debilitarse meses después de la vacunación completa.

El estudio, publicado en el New England Journal of Medicine, también sugirió que las personas entre 18 y 45 años tenían una inmunidad más fuerte que las mayores de 65 después de recibir su segunda inyección.

Más de 4.800 profesionales de la salud vacunados en Israel participaron de la investigación que comprendió los meses de diciembre de 2020 a julio de este año, un período durante el cual Israel llevó a cabo uno de los primeros lanzamientos de vacunación a nivel nacional del mundo. Los resultados mostraron las mujeres tenían recuentos de anticuerpos más altos que los hombres tanto en sus picos como al final del estudio. Si bien las vacunas contra el coronavirus siguen siendo efectivas para prevenir hospitalizaciones , el estudio agregará peso a las voces que piden que se ofrezcan vacunas de refuerzo a la población en general.

Las mujeres generalmente tienen una mayor protección contra el coronavirus que los hombres después de recibir una segunda inyección de la vacuna Pfizer-BioNTech (Photo by JACK GUEZ / AFP)Las mujeres generalmente tienen una mayor protección contra el coronavirus que los hombres después de recibir una segunda inyección de la vacuna Pfizer-BioNTech (Photo by JACK GUEZ / AFP)

A pesar de la alta cobertura y eficacia de la vacuna, la incidencia de infección sintomática por el coronavirus 2 del síndrome respiratorio agudo severo (SARS-CoV-2) ha ido en aumento en Israel. No está claro si la creciente incidencia de infección se debe a la disminución de la inmunidad después de recibir dos dosis de la vacuna BNT162b2.

“El nivel de anticuerpos IgG disminuyó a un ritmo constante, mientras que el nivel de anticuerpos neutralizantes disminuyó rápidamente durante los primeros 3 meses con una disminución relativamente lenta a partir de entonces. Aunque los niveles de anticuerpos IgG estaban altamente correlacionados con los títulos de anticuerpos neutralizantes, la relación de regresión entre los niveles de IgG y de anticuerpos neutralizantes dependía del tiempo transcurrido desde la recepción de la segunda dosis de vacuna. Seis meses después de recibir la segunda dosis, los títulos de anticuerpos neutralizantes fueron sustancialmente más bajos entre los hombres que entre las mujeres (proporción de medias, 0,64; intervalo de confianza [IC] del 95%, 0,55 a 0,75)”, describieron los científicos Einav G. Levin, Yaniv Lustig y Carmit Cohen, doctorados en Infectología.

A pesar de la alta cobertura y eficacia de la vacuna, la incidencia de infección sintomática por el coronavirus 2 del síndrome respiratorio agudo severo (SARS-CoV-2) ha ido en aumento en Israel  (AP Photo/Tsafrir Abayov, File)A pesar de la alta cobertura y eficacia de la vacuna, la incidencia de infección sintomática por el coronavirus 2 del síndrome respiratorio agudo severo (SARS-CoV-2) ha ido en aumento en Israel (AP Photo/Tsafrir Abayov, File)

“En este estudio longitudinal prospectivo, encontramos una disminución significativa de las respuestas dentro de los 6 meses posteriores a la recepción de la segunda dosis de la vacuna BNT162b2 en una gran cohorte de 4868 participantes. Observamos una disminución continua en los títulos de IgG anti-S a una tasa relativamente estable dentro de los 6 meses. La disminución en los títulos de anticuerpos neutralizantes fue rápida inicialmente, en el período de hasta 70 a 80 días, pero se ralentizó a partir de entonces”, agregaron.

Según los especialistas, “los anticuerpos medidos se asociaron con la edad, el sexo y las condiciones coexistentes. Las poblaciones particularmente vulnerables con títulos de neutralización más bajos fueron los hombres mayores y los participantes con inmunosupresión. El trabajo publicado sobre muchas vacunas, como las del sarampión, las paperas y la rubéola, ha mostrado una pequeña disminución cada año del 5 al 10% en los niveles de anticuerpos neutralizantes. Y hallamos lo mismo en la respuesta humoral a la vacuna BNT162b2, meses después de la vacunación. Se ha demostrado que los anticuerpos neutralizantes se correlacionan con la protección”.

“Sin embargo, los ensayos de neutralización son complejos y requieren mucho tiempo. Por tanto, la correlación entre los niveles de anti-S IgG y de anticuerpos neutralizantes descritos aquí es útil. Aunque encontramos una correlación consistente y fuerte, la relación de regresión entre la IgG y el anticuerpo neutralizante dependía del tiempo. Por tanto, relacionar los niveles de IgG con la capacidad neutralizante depende del tiempo transcurrido desde la segunda dosis. Utilizando un modelo mixto, analizamos la asociación de la edad, el sexo y las condiciones coexistentes con la inmunogenicidad, tanto en el pico como a los 6 meses después de recibir la segunda dosis. Encontramos que los niveles de anticuerpos en ambos períodos fueron más altos en mujeres que en hombres y disminuyeron con la edad, como se demostró previamente durante el primer mes después de recibir la segunda dosis”, precisaron los expertos.

El nivel de anticuerpos IgG disminuyó a un ritmo constante, mientras que el nivel de anticuerpos neutralizantes disminuyó rápidamente durante los primeros 3 meses  (REUTERS/Amir Cohen/File Photo)El nivel de anticuerpos IgG disminuyó a un ritmo constante, mientras que el nivel de anticuerpos neutralizantes disminuyó rápidamente durante los primeros 3 meses (REUTERS/Amir Cohen/File Photo)

Obesidad y anticuerpos

Los investigadores hallaron que las personas obesas (IMC, ≥ 30) tuvieron un nivel de anticuerpos neutralizantes significativamente más alto durante el seguimiento a largo plazo que los participantes no obesos. La obesidad se asocia con COVID-19 grave, y la gravedad de la enfermedad se asocia con una respuesta inmune humoral más alta de COVID-19. Un estudio reciente mostró que los anticuerpos neutralizantes del SARS-CoV-2 están asociados positivamente con el IMC. Sin embargo, todavía no está claro si las personas obesas vacunadas tienen un riesgo mayor o menor de infección y si la respuesta humoral relativamente alta a la vacuna es protectora.

“Varios estudios sobre la durabilidad de la respuesta humoral en personas que se han recuperado de la infección por SARS-CoV-2 mostraron que tanto los niveles de IgG como los de anticuerpos neutralizantes disminuyen sólo modestamente entre 8 y 10 meses después de la infección. Esta notable diferencia en la cinética de anticuerpos entre personas convalecientes y personas vacunadas puede ser la razón de la incidencia sustancialmente menor de infección irruptiva entre personas previamente infectadas que entre personas vacunadas. En general, la evidencia acumulada de nuestro estudio y otros muestra que la respuesta humoral a largo plazo y la eficacia de la vacuna en personas previamente infectadas fueron superiores a las de los receptores de dos dosis de vacuna” concluyeron los expertos.

FUENTE:INFOBAE